No me rapes que tengo calor

Para nuestras queridas mascotas, el calor ligado al verano es bastante más complejo y dañino que el frío del invierno. Es momento de protegerles lo mejor que podamos y dejarnos aconsejar por criterios basados en el funcionamiento de sus cuerpos.

20160617_174355-1
©María Lorenzo Sotelo.

En cuanto llega el calor, muchos dueños de perros se acercan a las peluquerías caninas pidiendo un corte para que estén fresquitos. Pues aquí os dejo unos consejillos para que lleven mejor estos calores hispanos.

  • Evita paseos largos en las horas de más calor. Modifica sus rutinas si es necesario. Dependiendo de donde vivas, a lo mejor el paseo de medio día deberá ser de 10 minutos en favor del de la mañana o el de la tarde.
  • Evita que estén mucho tiempo al sol. A muchísimos perros y gatos les encanta tumbarse al sol, pero no todos gozan del mismo sentido común. Si ves que se están recalentando ponedlos a la sombra.
  • Ten siempre a su disposición agua fresca. Así regularán mejor su temperatura corporal. Se pueden depositar cubitos de hielo en el bebedero para enfriar el agua.
  • Refresca sus zonas de disipación de calor, como son las almohadillas o las orejas.
  • Cepíllalo. Con un buen cepillado se arrastra el pelo muerto, se deshacen nudos y se deja un pelaje más suelto para que ellos puedan erizarlo con facilidad y puedan airear su piel.
  • Presta especial atención si tu perro es de pelo corto o de color oscuro, pues están más expuestos a la absorción de calor. Así mismo cuida especialmente del calor a tu mascota si se ve afectada por problemas respiratorios o cardíacos, pues tienen más dificultades para gestionar la temperatura. Los veranos pueden ser mortales para nuestros peludos abuelitos.

Lo que NO se recomienda es dejarle el pelo muy corto.Tanto los perros como los gatos necesitan protegerse del sol con su pelo.– Si tiene el pelo corto y ralo no puede evitarlo, pero si no es el caso, es infinitamente mejor para ellos que los rayos del sol se topen con una barrera que sirva de parapeto para que la piel absorba la menor radiación posible, que, además de hacer que se aumente su temperatura corporal, estará perjudicándole de la misma manera que a los humanos.

De hecho, si a tu perro se le ve la piel sería conveniente echarle protección solar si va a estar expuesto al sol.

Ellos saben gozar del verano, sólo necesitan un poquito de ayuda 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s